7 tendencias en Medicina Estética

7 tendencias en Medicina Estética

Actualidad Médica

Tras la confirmación por parte de la última encuesta de ISAPS, Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética, del aumento en la demanda de Medicina Estética, la tendencia seguirá al alza. Revisamos las 7 intervenciones de cabecera para 2020.

‘Lip Design’, resiliencia, ‘prejuvenation’, toxinas de acción rápida, mini ‘lipos’… Son algunos de los términos que se manejarán en 2020 en lo que a prevalencia de tratamientos de Medicina Estética se refiere.

Tras la última encuesta de ISAPS, Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética, en la que las intervenciones de Medicina Estética han aumentado considerablemente, frente a un leve receso de las operaciones de cirugía plástica, revisamos con los expertos las 7 tendencias que triunfarán en lo referido a tratamientos médico estéticos en 2020. Y no solo eso, nos adelantan muchas de las revolucionarias novedades que están transformando el rostro de la Medicina Estética.

Toxina Botulínica

La introducción en el año 2020 de las nuevas toxinas botulínicas va a suponer un nuevo repunte en tratamientos de este tipo. Por un lado está la inminente llegada de la toxina coreana, que presume de tener una mayor durabilidad a un menor precio; por otro, la californiana, que también asegura una mayor duración; y por último, el llamado “botox de acción rápida”, con una mayor rapidez de acción y que va a permitir que muchas mujeres recurran a él a modo de tratamiento flash.

Mini “lipos”

La zona del cuello va a ser la nueva niña mimada de la medicina estética y los nuevos minicabezales de fibra óptica de plataformas láser van a permitir realizar microlipoesculturas de precisión para eliminar la papada y definir el mentón y la línea mandibular.

Resiliencia

Mantener la mímica facial será el objetivo a conseguir cuando se utilicen materiales de relleno. La reología dinámica ya es una realidad y los nuevos ácidos hialurónicos han marcado la diferencia. Más biocompatibles y de cadenas largas, son más elásticos y maleables. Otra particularidad es que su estructura es dinámica y mantienen las propiedades viscoelásticas naturales frente a las estructuras rígidas y con riesgo de rotura o bultos de otros ácidos.

Hilos recubiertos

Los hilos tensores seguirán siendo muy demandados, pero ahora podremos ofrecer una nueva tecnología. Los hilos de polidioxanona recubiertos de ácido hialurónico mejorarán los efectos y la durabilidad del tratamiento, ya que primero se reabsorbe el ácido hialurónico y después el hilo. Es como si estos llevaran una capa protectora que alargara su tiempo de acción.

Lip design

El aumento de volumen deja de ser el objetivo principal y los labios se tratarán desde todos los abordajes posibles. Rejuvenecimiento, hidratación en el caso de las pacientes más jóvenes, tratamientos para la sonrisa gingival, reestructuración perioral… La armonía y el diseño de la sonrisa perfecta serán los objetivos a conseguir.

Doble plano

Ni a nivel de la superficie para mejorar la calidad de la piel (esta será una de las grandes demandas), ni a nivel profundo para reposicionar volúmenes y tratar arrugas. En 2020 el ácido hialurónico se inyectará en doble plano en una misma sesión para tratar el rostro de manera más global. Se ha comprobado además que de este modo es más eficaz y duradero.

Prejuvenation

La prevención llega al universo de la medicina estética y la mujer va a comenzar a invertir cada vez más en tratamientos que aseguren un buen proceso de envejecimiento. La edad de entrada cada vez es más temprana y las mismas que a los 20 años se realizan tratamientos de hidratación destinados a mejorar la calidad de la piel, acudirán a las consultas a los 30 para detener, a base de toxina botulínica, la formación de las arrugas de expresión.

Fuente: intramed.net

Entrada anterior
Cómo prevenir el nuevo coronavirus
Entrada siguiente
La mejora del aspecto de la cara es lo que más piden los pacientes a los médicos estéticos
Menú