70% de los tratamientos del futuro se basará en medicina regenerativa

70% de los tratamientos del futuro se basará en medicina regenerativa

El futuro más inmediato anuncia un nuevo modo de hacer medicina, incluida la medicina estética, en la que la ciencia de la regeneración de los tejidos ocupa un capítulo fundamental.

“La medicina regenerativa es una técnica no quirúrgica basada en el aprovechamiento de nuestro propio organismo para tratar las diferentes dolencias que los pacientes presentan”, así lo explican dese la SEME (Sociedad Española de Medicina Estética).

De hecho, es la propia SEME quien anuncia que en los próximos años, el 70% de los tratamientos de la medicina estética se basarán en la medicina regenerativa.

Una forma nueva de practicar la medicina

Se trata en realidad de una nueva forma de hacer medicina. Una revolución que supone un gran avance para todas las áreas médicas, y que particularmente, en muchas especialidades como la estética, ahora en fase inicial, evoluciona rápidamente. “Su constante progresión y el continuo desarrollo de nuevas técnicas permitirá que en poco tiempo la medicina regenerativa ocupe gran parte de los tratamientos estéticos”, afirma el doctor Jaume Tufet, miembro de la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME).

Hoy por hoy, “los tratamientos estéticos más frecuentes y en los que se tiene una mayor experiencia en el uso de estos productos biológicos autólogos son el PRP (Plasma Rico en Plaquetas) y el Nanofat”, enumera el doctor.

Ambas terapias tienen como principal objetivo el cuidado de la dermis a través de infiltraciones de sustancias del propio organismo del paciente. De esta forma se garantiza una mayor aceptación del tratamiento y se evita cualquier tipo de contraindicación.

Tufet explica que con la aplicación de la medicina regenerativa a los tratamientos estéticos “se busca retrasar en el envejecimiento de la piel facial y aumentar los volúmenes de la dermis dependiendo de las necesidades de cada paciente”.

Con estos tratamientos se consigue que los pacientes tengan un aspecto más natural y con un efecto más duradero. El doctor Tufet afirma que “la medicina regenerativa conseguirá que nuestro propio cuerpo sea la gran factoría de productos para rejuvenecer”.

Cualquier terapia estética debe estar supervisada por un médico estético, que ha de realizar un estudio preliminar sobre las causas y ver así de cuál es el tratamiento más indicado para cada paciente. “Cabe destacar que para aplicar la medicina regenerativa en pacientes se debe seguir un protocolo específico basado en criterios de asepsia estrictos que eviten la contaminación de estos productos biológicos autólogos”, concluye Jaume Tufet.

Además, desde la SEME se hace especial hincapié en la importancia de realizar tratamientos estéticos únicamente en aquellas clínicas que cumplan con los requisitos de la consejería de Sanidad de la comunidad autónoma donde ofrezca sus servicios.

Fuente: beautymed.es

,
Entrada anterior
Los tratamientos estéticos favoritos de las celebrities de Hollywood
Entrada siguiente
Aspectos importantes sobre la toxina botulínica
Menú